Crear tu organizador de pared DIY es fácil y te dará un toque único y especial a tu escritorio.

MATERIALES

  • Madera contrachapada
  • Corcho
  • Pegamento para madera
  • Papel pintado
  • Brocha
  • Tijeras
  • Lápiz
  • Cinta adhesiva
  • Cajas de distinto tamaño

Elige un papel pintado bonito y decorativo para darle un toque de color a tu escritorio.

Mide el papel pintado apoyando la tabla de madera arriba y dibuja el contorno con un lápiz. Corta el papel tapiz.

PHOTO 3, 4

Añade cola a toda la superficie de la madera.

Pega el papel pintado prestando atención para evitar arrugas y déjalo secar.

Cuando el pegamento se haya secado, es hora de organizar tu tablero.

Usa cajas y separadores para crear estantes. Usa divisores y cestas Curver Infinity en diferentes colores.

Si lo vas a usar para accesorios livianos como papelería, tarjetas y objetos pequeños, puedes colgar las cajas con cinta adhesiva fuerte en la parte posterior (de lo contrario, puede usar pegamento acrílico).

El toque decorativo: ponle un trozo de corcho, te será súper útil para colgar notas y tarjetas.

Tu organizador de pared está listo, puedes colgarlo o apoyarlo contra la pared.

PHOTO 14,15